Cómo saber quién tiene la culpa en un accidente de tráfico

Cada día ocurren miles de accidentes de tráfico en los que a veces está claro quién es el culpable y otras no. 

Según datos del informe “Cuestiones de Seguridad Vial, Conducción Eficiente, Medio Ambiente y Contaminación”, elaborado por el Ministerio de Fomento y la DGT, el 90% de los accidentes de tráfico se deben al factor humano, por sí solo o asociado a otros factores, donde los despistes y distracciones al volante, junto al incumplimiento de las normas de tráfico, son los principales motivos de siniestro en nuestro país.

En un accidente de tráfico pueden estar implicados coches, motocicletas, peatones, bicicletas, e incluso patinetes. En este contexto, cómo saber quién tiene la culpa en un accidente de tráfico dependerá de muchos factores. Es necesario analizar cada caso por separado para determinar el hecho causante como vamos a ver a continuación.

¿Qué es el parte amistoso de accidente y para qué sirve?

Cuando se produce un accidente de tráfico y ambas partes están de acuerdo de quién ha sido la culpa, se rellena de mutuo acuerdo un documento con los datos de los conductores y vehículos involucrados en el siniestro para dejar constancia de lo ocurrido. Este documento consta de autocopia y es universal; sirve para todas las aseguradoras de la Unión Europea.

Posteriormente, el parte se entrega a la aseguradora y se declara el accidente ante ésta, la cual tramitará la indemnización a la compañía de seguros en un máximo de siete días desde el accidente.

Como saber quién tiene la culpa en un accidente de tráfico

¿De quién es la culpa en los accidentes de tráfico más frecuentes?

Para comprender mejor cómo actuar y a la vez cómo saber quién tiene la culpa en un accidente de tráfico, es preciso ponernos en situación y analizar los tipos de accidentes de tráfico más frecuentes:

Alcance trasero o posterior

El alcance trasero o posterior se produce cuando un vehículo frena o reduce la velocidad y el de detrás golpea la parte trasera de este.

En este caso, la culpa del accidente es del conductor del coche trasero porque no ha respetado la distancia mínima de seguridad para detener el vehículo y evitar la colisión.

Marcha atrás

Cuando un vehículo da marcha atrás para estacionar y choca con un segundo coche, la culpa siempre es del primero, exceptuando los casos en los que el otro vehículo circule en dirección prohibida, tenga un STOP o ceda el paso, o cuando efectúe la misma maniobra; en este último caso, la culpa es compartida.

Cruces o intersecciones

En un cruce o intersección en una calle sin señalar, tiene preferencia de paso el vehículo que aparece por la derecha. Así, en caso de colisión, la culpa la tendrá el coche que venga por la izquierda

En caso de que haya una señal como un ceda el paso o STOP, e incluso un semáforo, la culpa recaerá sobre el vehículo que no respete las señales.

Rotondas o glorietas

Los accidentes en rotondas o glorietas son de los más frecuentes en nuestro país. A pesar de que la teoría está más que clara, lo cierto es que del dicho al hecho hay un trecho.

De esta forma, en una colisión por alcance, la culpa recae en el vehículo que invade el carril del otro. En los casos donde no quede claro de quién es la culpa, siempre es del vehículo que circula por el carril interior de la rotonda. 

Estacionamiento

En el momento de aparcar se pueden producir desperfectos materiales en otros coches. Es por eso que la culpabilidad acostumbra a recaer sobre el vehículo en movimiento

A pesar de que el coche dañado pueda estar mal aparcado o no deje espacio para salir a los demás, la culpa es del que esté en movimiento.

Invasión de carril

En una invasión o cambio de carril, la culpa del accidente es del coche que efectúa el cambio de carril

Aunque señalice la maniobra con los intermitentes, la culpa es suya, ya que es su responsabilidad divisar si hay un vehículo o no en el otro carril.

Culpa compartida en accidentes de tráfico

En algunos de los accidentes de tráfico más frecuentes que hemos presentado la culpa es compartida; es decir, los distintos implicados en el siniestro tienen que responder por los daños causados dependiendo de su grado de responsabilidad, el cual determinará un juez salvo que haya un acuerdo previo entre las partes.

De todas formas, al ser a la vez víctimas del suceso, pueden reclamar una indemnización por accidente de tráfico que variará según el porcentaje de responsabilidad atribuida.

Indemnización por accidente de tráfico

¿Has sufrido un accidente de tráfico y no sabes si tienes derecho a una indemnización?

En Grupo Reclama somos abogados especialistas en accidentes de tráfico y estamos preparados para defender tus derechos y conseguir la máxima indemnización por accidente de tráfico.

Contáctanos ahora y estudiaremos de forma gratuita tu caso.