Desde Grupo Reclama sabemos que la legislación de tráfico se encuentra en continua evolución, sufriendo con cierta frecuencia cambios, ampliaciones o mejoras de la normativa. Para este año 2019 y principios de 2020 ya existen previstas algunas modificaciones al respecto que debes tener muy presentes, ya que pasaran a formar parte de la nueva legislación de tráfico de manera inminente.

 

Nuevos límites de velocidad

Una de las medidas más importantes que la DGT pretende implementar es la de rebajar la velocidad máxima utilizada en las carreteras convencionales de 100 a 90 km/h, una medida que afectará a unos 7.000 kilómetros de vías secundarias. Esta propuesta pretende igualar la velocidad en todas las carreteras convencionales, que debes recordar es donde se producen el 75% de los accidentes mortales, por lo que no es difícil entender que la nueva legislación de tráfico utilice esta medida con la intención de reducir la siniestralidad.

A partir de principios de este 2019, la velocidad máxima pasa a ser de 90 km/h para coches y motos. Y de 80 km/h para autobuses, furgonetas y camiones. En la actualidad, las carreteras con más de 1,5 metros de arcén cuentan con un límite de velocidad de 100 km/h para turismos y motos, de 90 km/h para autobuses y furgonetas, y de 80 km/h para camiones.

Asimismo, las vías urbanas de un único carril y sentido pasaran a tener una velocidad limitada a 30 km/h. Esta medida ya es oficial en Madrid, y a lo largo de los próximos meses la DGT la implantara en el resto de ciudades del territorio español.

Uso del Móvil

Como no podría ser de otra forma, el uso de los teléfonos móviles mientras se está conduciendo está prohibido. Sin embargo desde el mes de enero ya se contemplan otras consideraciones relativas a este hecho, conducir con el móvil en la mano supondrá perder seis puntos del carnet, en lugar de los tres que venían costando.

Sanciones más contundentes

En general la DGT pretende que las sanciones sean más duras con la nueva legislación de tráfico, tal y como puedes constatar por el ejemplo anterior, el uso del móvil se equipara a las sanciones por conducir bajo los efectos de alcohol o drogas, la conducción temeraria o superar en más del 50% el límite de velocidad de la vía.

Además, la DGT también pretende modificar el texto refundido de la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial. En este texto, pendiente aún de la aprobación parlamentaria, se  endurecen los excesos de velocidad en carreteras secundarias limitadas a 90 km/h. A partir de su aprobación, circular a 111 km/h en esas vías supondría dos puntos menos en el carné y 300 euros de multa.

El cinturón de seguridad

En la nueva legislación de tráfico también hay lugar para modificaciones sobre el uso del cinturón de seguridad. La DGT también pretende en este apartado que se endurezcan las sanciones y la pérdida de puntos por no llevar puesto el cinturón de seguridad, el casco o el sistema de retención infantil homologado, una infracción que pasara a restar de nuestro carne cuatro puntos, en lugar de los tres que restaba con anterioridad.

Los Cursos de Recuperación

Por otro lado, se aprecia también por parte de la DGT un esfuerzo en la intención didáctica que busca beneficiar a aquellos conductores que quieran mejorar su conducta a través de los conocidos cursos de recuperación de puntos. De este modo, superar un curso de recuperación parcial de puntos a partir de ahora, se traducirá la recuperación de ocho puntos y no de los seis actuales.

La nueva legislación de tráfico incluye muchos cambios destinados a tratar de mejorar la seguridad en la conducción y la responsabilidad de los conductores, por lo que desde Grupo Reclama te instamos a familiarizarte con ellos cuanto antes, para que puedas realizar un ejercicio de conducción responsable.